Lo aditivos más tóxicos en nuestros alimentos.

Los aditivos.

Desde la llegada de la industria alimentaria unida al voraz capitalismo parece que cada vez importa menos nuestra salud. Y es que sólo tenemos que mirar cualquier producto de un supermercado y observar los famosos aditivos artificiales.

Muchos de estos aditivos son altamente perjudiciales y aunque la ciencia no lo reconozca por los intereses que hay por medio estamos seguros que están estrechamente relacionados con muchas de las enfermedades raras que hoy día surgen.

Estos aditivos “curiosamente” se les atribuye un número, así por ejemplo, el glutamato monosódico sería mucho más fácil de recordar como aditivo peligroso que memorizar su número E 621 

La mejor forma de ver la magnitud de esta industria es que sepáis que se estima que para 2018 sólo en EEUU haya generado 36,1 billones de dólares.

En muchísimas ocasiones los alimentos poseen más aditivos que ingredientes principales y eso da mucho que pensar.

Por todo ello en este artículo vamos a contaros los aditivos más peligrosos para que podáis elegir que alimentos procesados son mejor o peor para nuestra salud.

Lo aditivos más tóxicos en nuestros alimentos.

Nombrar todos los aditivos peligrosos es complejo debido a la falta de estudios y quienes pagan estos estudios.

No obstante vamos a nombraros aquellos que más claramente producen alteraciones en nuestra salud por pruebas menos costosas en ratas de laboratorio y otros animales.

Glutamato monosódico E-621 

Este peligroso aditivo aparece en las etiquetas desde E-621 a “potenciador de sabor” , “proteína hidrolizada de soja”, “fermentos autorizados”, “caseinatos”, “hidrolizado de proteína vegetal” y mil otras nomenclaturas curiosamente creativas.

Si ingeris repetidamente este “veneno legal” debéis saber que está muy relacionado con enfermedades como  ictus espontáneos, infartos cerebrales, autismo, alzheimer, parkinson, enfermedades neurodegenerativas de varios tipos, obesidad, diabetes y un largo etc desconocido para el consumidor.

Hace unos años la FDA (administración de medicamentos y alimentos) lo prohibió en alimentos infantiles pero casualmente aparece masivamente en snacks y otros alimentos que normalmente se les da a los niños.

Nadie advierte que este aditivo puede dañar seriamente la salud cerebral. Luego nos sorprendemos cuando los médicos diagnostican cada vez más a los niños de transtornos del comportamiento.

Nitratos y nitritos (E-251 Nitrato sódico. E-252 Nitrato potásico).

¿sabes lo que hace permanecer el color a carne roja y fresca de los embutidos y fiambres?

¡sí adivinaste! Los nitratos y nitritos se usan para mantener el color de las carnes curadas. Y los productos tratados con nitratos y nitritos son un caldo de cultivo para las nitrosaminas, un compuesto altamente tóxico que se sabe es causante de cáncer.

Así que ahora que ya sabes cuando compres embutidos mira a ver que pasaría si en vez de poner en su etiqueta nitratos o nitritos pusiera… puede causar cáncer.

Hidroxibutilanisol (BHA) E-320. 

Los Institutos Nacionales de Salud consideran que el BHA ‘es anticipadamente razonable que sea un carcinógeno humano pero se sigue añadiendo a patatas fritas y carne seca.

Es conocido también como afecta al sistema endocrino, causante de muchas alteraciones de sobrepeso.

Se sabe que causa cáncer en animales y distorsiona el balance hormonal.

Ha sido prohibido en numerosos países como Austria y Japón pero no en España dónde está permitido.

Butilhidroxitolueno (BHT). E321 

Es un antioxidante sintético procedente de la industria petrolera…. ¡y sí, se usa en España como aditivo alimentario!.

Se utiliza para proteger las grasas utilizadas en repostería, fabricación de bizcochos, sopas deshidratadas, etc.

Ha sido vinculado al cáncer de pulmón e hígado en ratas de laboratorio. Se ha demostrado también su vinculación al cáncer en el esófago de monos tratados con BHA.

Propilparabeno E216

De nuevo estamos hablando de un ingrediente camuflado con mil nombres: propyl p-hidroxibenzoato propil 4-hidroxibenzoato, éster del ácido p-hidroxibenzoico o propylparaben.

Es un conservante común en las tortillas, muffins y colorantes, y también ha sido asociado con una disminución en el conteo de esperma y nivel de testosterona en ratas de laboratorio.

Es el segundo conservante más usado en cosmética.

Propilo galato E-310

En España, se emplean por regla general los galatos, en combinación con el butilhidroxianisol y el butilhidroxitolueno en la conservación de aceites vegetales, con la excepción del aceite de oliva.

Este químico es usado en la industria alimnetaria para conservar grasas comestibles y evitar el típico sabor a rancio por oxidación. También está asociado con actividad estrogénica y alteraciones endocrinas.

En España, se emplean normalmente combinándolo con el butilhidroxianisol y el butilhidroxitolueno en la conservación de aceites vegetales, exceptuando el aceite de oliva.

Dióxido de Azufre E 220

Es un derivado de la combustión de minerales con azufre. Se utiliza para prevenir bacterias, pérdida de color en carnes rojas y vegetales. También se utiliza en panadería para aumentar la capacidad de amasado del pan.

El uso de este aditivo en carne fresca pordria enmascarar la proliferación bacteriana. En dosis bajas provoca irritaciones en el tubo digestivo. Inactiva la vitamina B por lo que a largo plazo podría provocar avitaminosis y enfermedades derivadas de una escasa asimilación vitamínica.

En grandes dosis puede provocar dolores de cabeza, nauseas, vómitos, alergias, bronquitis y asma.

Endulcorantes artificiales (Aspartamo E-921 y Acesulfame-K E-950).

Respecto a estos aditivos tan frecuentes en el consumo como son los edulcorantes os hablaremos en otros artículos más extensamente. Pero principalmente destacamos 2 como potencialmente peligrosos.

El aspartamo que se emplea masivamente en bollería industrial, chicles, bebidas de cola, postres, lácteos, zumos de frutas y productos etiquetados “sin azúcar” o “ligth”.

En pruebas con ratas durante más de 10 años ha resultado ser cancerígeno.

El Acesulfame.k es u edulcorante sintético que suele combinarse con el aspartamo. También se emplea en edulcorante en chicles, bebidas, zumos, etc..

Resulta muy cancerigeno en pruebas en ratones especialmente en varones y muy unido a problemas hiperglucémicos y de secrección de insulina. También genera problemas neurológicos.

Colorantes comunes peligrosos

  • Azul brillante E-133 Puede acumularse en riñones y vasos linfáticos y provoca hipercactividad en niños. Es un liberador de histamina que perjudica a enfermos de asma y  genera problemas cutaneos. No es bien absorvido por el intestino y podría teñir las heces de color verde.

  • Rojo E-127-128-129
    . Derivado del petróleo también se califica como Rojo 1 y Rojo 10. Se emplea en carnes para hamburguesas, bebidas isotónicas, refrescos, etc. Aumenta los síntomas del asma, puede producir eccemas, urticaria e insomnio.En su paso por el intestino puede transformarse en anilina y causar graves daños.
  • Amarillo Tartracina. E 102. Se produce por síntesis de derivados de alquitrán de hulla. Puede producir hiperactividad y estar muy relacionado con el  trastorno por déficit de atención con hiperactividad en niños (TDAH). Es el colorante principal de las paellas y arroces.

Como siempre nos gusta daros a conocer todo aquello que suele ocultarse y puede dañar nuestro cuerpo. Si deseáis saber más a cerca de los aditivos os dejamos 2 web donde están detallados todos los aditivos y su nocividad.

http://e-aditivos.com/

http://www.aditivos-alimentarios.com/

Share

Deja un comentario

7 + 1 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Share